Translate

¿Que es este blog?


Hola, mi nombre es Edu. ¡Me alegro de verte por aquí!

Sea como fuere, has llegado a mi blog; aquí es donde voy colgando proyectos personales y otros realizados para empresas (no pongo más debido al ©, si quieres te los enseño en privado :D).

Diseño, porque nos hace la vida más fácil y porque hace el mundo mejor. Lo mío es optimizar la comunicación mediante imágenes y palabras escritas, de acuerdo a un propósito fijado de antemano.
Hago trabajos de diseño gráfico, y aunque estoy especializado en marcas, tipografía y diseño editorial, hago de todo: fotografía, ilustración, animación 2d y 3d, video digital, interactividad y diseño web, impresión 3D, robótica...
Ultimamente estoy trabajando como profesor para la JCCM en Escuelas de Arte de la comunidad, además he terminado de montar mi propio estudio con vistas a ofrecer servicios como diseñador y docente freelance sobre distintas parcelas del diseño.
Tener mi propio taller de imprenta y fabricación digital me da posibilidades interesantes para trabajos especiales y experimentales y la docencia en estas materias. El taller está en RentMyDesk.

Soy un apasionado del diseño basado en la sencillez y de la eficacia.
Si tienes algún comentario o quieres ponerte en contacto conmigo por motivos profesionales, mandame un e-mail a eduarmerchan@gmail.com

Un saludo!

Nuevo ciclo I: de cómo aprendí a imprimir sin flotador


Después de un tiempo me he decidido a publicar una actualización en el blog, ha llegado el momento de escribir sobre esto.

Han sido casi 5 años los que he pasado con sede en LaNave de obsoletos.org y basurama.org en Madrid y ahora he decidido montarme un taller por mi cuenta ante las nuevas necesidades espaciales y vitales.

En este tiempo he realizado talleres y actividades tanto con el colectivo obsoletos.org, del que formo parte, como junto a otros grupúsculos de personas:
La Casa Encendida, MediaLab-Prado Madrid (junto a WikiMedia España), DIMAD (¿hacia donde van los objetos?), Tabakalera San Sebastián (hirikiLabs 2016), encuentros internacionales de recicladores, asistencia y talleres (Feed the Monster) en el encuentro internacional de software libre por dos ediciones (LibreGraphics Meeting Madrid y Leipzig), Congreso Internacional de Tipografía de Valencia este último año... entre muchas otras cosas... es bueno que quede algo de constancia aquí de estas historias, que luego no me caben en el curriculum y acaban desapareciendo las webs.

Durante este tiempo también realicé junto a compañeros otros proyecto dignos de mencionar: una máquina CNC (La Acojomática) para corte por fresado y grabado láser por cerca de 1000€, proyecto que me sirvió a modo de máster sobre control numérico y electrónica, mecanizado digital y cómo investigación y aplicación de proyectos gráficos a cosas corpóreas. Además aprendí sobre impresoras 3D con la construcción de varias PrusasI3 woodframe y una VulcanusMAX, desarrollo de robots grafiteros y, entre otros proyectos, el tema que hoy nos ocupa, la restauración de un par de prensas/imprentas tipográficas y material de tipografía y la génesis de un taller de impresión en un garage.


La aCOJOMATICa

Fresado de rótulos para PezEstudio


Cabezal de chorreo de pintura con bomba peristáltica reciclada de un plotter
Cabezal de grabado láser

La protoimprenta. Los comienzos; la primera gran adquisición.

Después de buscar maquinaria en desguaces durante años, de viajar a Suiza y conocer al bueno de Dafi, de darme cuenta de que las FAG y VanderCook y Korrex planocilíndricas con entintado automático y nivelación hidráulica están a más de 6000€ y subiendo, de conocer a los Plómez... tuve claro que iba a seguir con mi proyecto vital de apasionado por el diseño, currando y aprendiendo con los mejores.
La buena suerte y la curiosidad me llevó, con los años, a conocer a mi chatarrero/anticuario de confianza (Fortunato, Fortu para los amigos) y tras preguntarle si tenía maquinaria de artes gráficas su respuesta afirmativa me llevó a visitar su lonja en el gran Bilbao. Allí aguardaba esta prensa planocilíndrica de la Fundición Neufville (rebautizada como Fortunata) de los años 30, de gran belleza y cerca de 300kg de peso.


Fortu y Fortunata en la entrada de la lonja en Bilbao, amor a primera tinta
Rebuscando por el almacén y regateando, además de la prensa completé la adquisición con un par de tipografías en plomo (Radio Bicolor, de R.Gans y Corvinus Chupada, de Neufville), letrotas en madera de distintos tamaños (4 familias diferentes) incompletas y un cajón con una tipografía de unos 30 cíceros en plan toscana (rollo carteles del oeste, serifa desproporcionada, parecida a la Rustler pero sin tanto altibajo) también aguardaba un pequeño sacapruebas de la fundición Arauzo (La pequeña Olivia).


Una duchita después de 100 años no va mal
Haciendo inventario de letrotas

Y para La Nave que lo llevé todo, con vistas a restaurarlo y montar la protoimprenta que llevaba soñando desde hacía años.

Un par de anécdotas para aclarar que esto me viene de lejos y no es fruto de una fiebre vespertina... cuando mi madre se dio cuenta de que yo era ya un friki de la tipografía y el diseño y estaba con opos y programaciones didácticas de Ciclos Formativos en Escuelas de Arte, un día me dijo que a los 8 o 9 años unas navidades me pedí una imprenta, carta a los reyes que conserva por ahí junto con otros recuerdos de niños de la familia. Creo que aquella vez lo solventaron con una imprentilla de estas de caucho y claro eso generaría en mi subconsciente a una insatisfacción que finalmente floreció. También de pequeño jugaba en los alrededores de una imprenta de las gordas (Gomez-Menor en Toledo) y nos colábamos en una caseta que era el papelote (restos de papel que se generan en una imprenta, una caseta entera en la que bucear) y cómo niños que éramos los tirábamos al aire cómo si fuesen billetes de 100 dollars. Vamos, coartadas para justificar mi síndrome de impresor diógenes no me faltan.


La restauración.

La restauración de una máquina de este tipo, hierro de fundición (he de decir que soy autodidacta en esto y que lo hice prácticamente sin ayuda (el programa de TV de restauradores, búsquedas en internet y un par de colegas que me ayudaron) consiste basicamente en sacar óxido de salitre bilbaíno raspando con una cuchilla y grasa y tinta. desmontar todo y revisar que las piezas no estén tan deterioradas que puedan afectar al funcionamiento, limpiar bien con acetona, aplicar en las piezas un conversor de óxido que hace una capa protectora y limita la oxidación y montarlo todo de nuevo sustituyendo tornillos y cosas rotas (me hice una mantilla con lona publicitaria a medida, cosida a mano con sedal). Para finalizar se puede aceitar completamente la máquina para protegerla aún más del óxido (hay quien le da barniz, que también protege pero queda brillante y para mi gusto horrible). Más adelante os contaré sobre los arreglos de piezas rotas.












Así cosía, así así
La antigua mantilla tenía hasta líquenes
La mantilla instalada, me quedó de lujo
Olivia una vez restaurada
Fortunata una vez restaurada
En cuanto a los tipos de madera (en tipografía se usaban maderas de frutales por lo compactas y sin muchos cambios de densidad por la veta, peral y cerezo principalmente) primero las quité las telarañas con un cepillo en seco y luego las lavé con jabón PH neutro, porque la roña no salía... después a secarlas bien y trapo con un poquito de aceite para que no queden desnudas a los cambios de humedad. En general son de las primeras décadas del sXX; las he datado debido a que las más pequeñas llevan una inscripción (H.DUREAU A Bressuire ), encontré una referencia a un muestrario, resulta que los únicos ejemplares catalogados están en la Houghton Library, en Cambridge, Massachusetts... 






Conseguí contactar con una persona que estudia en Harvard que intentó hacerle fotos a los muestrarios, pero pasó finalmente de mi culo al rato (estaba con la tesis doctoral, respect) y la cosa quedó en nada, no tengo más información que la que me dio Manuel Sesma: en aquella época no era extraño que carpinterías y pequeñas empresas manufactureras de madera se lanzasen a fabricar tipos de madera como complemento a sus negocios, para abastecer a imprentas de cartelería de los alrededores, en este caso el sur de Francia y norte de España; fabricando tipografías de aquellas tipologías que sabían que funcionaban con pequeños cambios o incluso copias descaradas de superventas de la competencia. Si bien al tener tres muestrarios publicados esta empresa debió alcanzar algo de relevancia durante la primera década del sXX.

http://lms01.harvard.edu/F/QBGBTMKY5JX6RMUE1XJIKLDHT5MUCR23RVKURSQACFN6B56D1P-06577?func=find-acc&acc_sequence=042298596

Durante este tiempo en LaNave de Madrid este material sirvió para imprimir algunos encargos especiales de camisetas, tarjetas, posters y algún experimento más, además de permitirme darle caña al tema en mis clases de tipografía, cuando he impartido clase en Escuelas de Arte en CLM y mis alumnos lo agradecen y aprenden a buen ritmo gracias entre otras cosas a estos materiales didácticos de primerísima calidad. Aprovecho aquí el hueco para agradecer a las personas que me ayudaron y me dieron algo de material complementario, en especial a Javier Grana de MakeSpaceMadrid por las tintas, rama, lingotes y utillaje.



aoMr de primavera

Llegados a este punto, debido la cantidad de material y el vertiginoso caos de LaNave no me permite ir un poco más allá de la "protoimprenta", Fortunata yace inerme detrás de materiales acumulados haciendo impracticable su uso, tomo la decisión de trasladar el material a Toledo y empezar a buscar otro sitio/nave/corral/lugar, así como rehacer mi círculo de contactos profesionales en Escuelas de Arte castellanomanchegas y empresas del sector/estudios/imprentas/locosdeloficio.

Permanezcan atentos, en las siguientes entradas os contaré "de como brota una imprenta en el garage" y "atartallarse los dedos con una prensa tipográfica, pros y contras"

NOW!

Llevo en Madrid desde hace un tiempo, he empezado a trabajar desde la nave de Basurama y Obsoletos, un lugar estupendo para reciclarse.
Además de proyectos profesionales y aprendizaje continuo en diseño, idiomas y amores; disfruto de una ciudad que tiene muchas ciudades dentro.


Madrid vive el momento, el ahora.
Un amigo conocedor de ríos bravos me lo enseñó: no se puede nadar contra el río, hay que colaborar con él, tanto para sobrevivir como para llegar a las orillas más inaccesibles.
Se convierte en virtud saber dejarse llevar por la fuerza del rio, de la ciudad, y alcanzar las orillas más bonitas, las más difíciles de encontrar.

Ahora: en Madrid

Dididadada! Confoederatio Helvetica 2012

Si me conoces sabrás que me encanta el diseño gráfico suizo.
Este verano recorrí los cerca de 5000 km. que conllevan la experiencia de viajar a Suiza por carretera (y volver, claro) como parte de mi proyecto personal de estudiar el panorama actual del diseño gráfico en el país del chocolate y los relojes
Durante el último mes y medio he estado viviendo en Suiza, primero en Vevey y porteriormente en Berna; visité a grandes amigos y practique mi inglés y alemán, y lo más interesante y principal motivo de mi viaje: visité varios estudios de diseño gráfico muy interesantes, aprendí acerca de su trabajo y me ofrecí para realizar colaboraciones con ellos.

Les Diablerets, Aigle

Berna

LiebeFeld Park, Berna

Zürich

En este tiempo he contactado con diferentes estudios, algunos de los cuales visité en persona, si tuviese que seleccionar siete serían estos:

Mención especial para Dafi, un amigo que hace impresión con máquinas tipográficas, puedes ver parte de sus trabajos en su web: Babyinktwice. También muy interesante el proyecto que tiene sobre máquinas planocilíndricas FAG llamado Proofpress.

Si quieres saber más detalles sobre mis vivencias en la Confederación Helvética, pregunta pregunta, tengo bastantes anécdotas... pero prefiero contarlas en persona, bueno por email también se me suelta la lengua :). Y es que Suiza es mucho más que chocolate y relojes.

Echa un vistazo al resto de fotos

Cerámica artesana

Este es un encargo muy especial, una artista de la cerámica me encargó hacer las fotos de sus piezas para elaborar un catálogo.




Serrería, la tipografía del verano!


La semana pasada participé en un taller de diseño colaborativo de tipografías con software opensource.
UBUNTU+INKSCAPE+FONTFORGE

Puedes ver la web del proyecto aquí:

15 personas (de las cuales: 5 diseñadores gráficos) 24 horas, muy buen rollo y ganas de aprender; además de realizar una tipo el taller consistía en experimentar con la elaboración colectiva de tipografía.

También hemos investigado nuestras necesidades para desarrollar typos en grupo; detectamos que es necesario trabajar con control de versiones, saber quien está tocando cada archivo en tiempo real, un chat colaborativo con funcionalidades extra...) además, algunas extensiones de InkScape y FontForge nos han facilitado la tarea de importar a FontForge y fijar los pares de Kern.

Al terminar el taller hemos liberado la fuente con licencia Open Font.




Espero que te gusten las tipos que hicimos! La puedes usar (incluso modificar) sin problemas, y estaremos encantados de ver tus creaciones.


más cosas:

Flickr Lisboa

mi Flickr

Myspace

me reservo el © de todas las imágenes, si quieres algo dímelo expresamente.